humus

¡hola!
Hoy voy a atreverme con una receta que hice la semana pasada por primera vez y se trata del humus o houmous.
ES un plato típico de la cocina árabe. Descubrí esta deliciosa crema de garbanzos cuando estuve en Egipto hace ya 10 años pero hasta ahora no me he animado a probar de hacerla yo misma. Así que, aquí os pongo mi receta y como siempre digo, tened en cuenta que las medidas son orientativas y que cada cuál añadirá o quitará según el sabor y o textura que quiera potenciar.
¡Allá vamos!

Comensales:
4 personas.
Dificultad:
Fácil.
Tiempo:
20 minutos.

Ingredientes

  • 250 gramos de garbanzos cocidos
  • Un diente de ajo.
  • Media cebolla que no sea grande.
  • El jugo de un limón grandecito.
  • 2 cucharadas soperas de tahina / tahini. Es una pasta hecha a partir de las semillas del sésamo y podéis encontrarla en las herboristerías y tiendas especializadas de comida árabe.
  • Una cucharada sopera de comino.
  • una cucharada sopera de hierbabuena.
  • Medio vaso de aceite de oliva.
  • un pellizco de sal y uno de pimienta.

Preparación

  1. Empezaremos con los garbanzos. Podéis comprarlos cocidos o bien cocerlos el día anterior o bien como ha sido mi caso, haberlos cocido en otra ocasión y tenerlos congelados. En cualquier caso, para empezar a preparar el humus, hay que tenerlos cocidos y descongelados.
  2. Ponemos los garbanzos en la batidora y batimos hasta que nos quede una pasta, también se puede hacer a mano con el mortero.
    Yo fui tan bruta que eché todos los ingredientes de golpe en el vaso y me puse a batirlos, y no os lo recomiendo… me costó muchísimo batir todo ese mejunje y ya no sabía que idear para que la pasta quedara tipo crema y homogénea.
  3. Añadimos al vaso el jugo del limón y la tahina y seguimos batiendo.
  4. Añadimos el ajo, la cebolla, la hierbabuena y las especias y seguimos batiendo.
  5. Vamos incorporando el aceite hasta lograr la textura deseada y salpimentamos al gusto.
    Yo personalmente le eché un pellizquito de sal por aquello de echarle, pero considero que no es necesaria, ya que los garbanzos habrán sido cocidos con agua con sal y la tahina también es salada.
  6. Finalmente cuando ya el sabor y textura sean de nuestro agrado, lo ponemos en la nevera para que esté fresquito a la hora de servirlo.

El humus puede servir de acompañamiento de muchos platos o incluso comerlo como un plato en si. En casa por ejemplo, lo acompañamos de pan de pita (lo podéis encontrar en grandes superfícies, en algunas panaderías y en tiendas de comida árabe), que horneamos y quedó riquísimo! también, teníamos palitos de pan integrales y untados en el humus quedaban la mar de bien.
espero que os guste y ¡a disfrutarlo!

Be Sociable, Share!
Esta entrada fue publicada en comida árabe, Preparación tradicional, Recetas, recetas del mundo y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a humus

  1. Rosa Chacón dijo:

    Hola: la Yerba buena yo solo la conozco en rama. La hay también en especias en bote? Esto para mis vacaciones caerá seguro.

    • amaterasu dijo:

      Hola! pues en casa yo tengo una planta de hierbabuena estupenda que siempre que puedo, le corto unas ramitas para las comidas pero… esta vez no he podido ya que ha sufrido una buena poda jeje así que he tenido que usar hierbabuena de pote, que encuentras en cualquier super o gran superfície.
      En cualquier caso siempre que puedas, yo recomiendo encarecidamente la hierbabuena fresca.
      Besos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *