Bocaditos de coco con fideos de chocolate

Hola trucocineras y trucocineros!
Hacía mucho tiempo que no me ponía a preparar algo de repostería y el que mi padre cumpliera años, me dió la excusa perfecta. Él no es amante de lo dulce pero con el coco hace una excepción, así que pensé que sería un regalo bonito tanto para él como sobretodo para mí, el poder cocinar y regalarle estos bocaditos de coco que os voy a presentar.
Tengo que agradecer a la web de Recetas de rechupete el haber tomado de ella la idea original.
Bueno pues, ¡vamos allá!

Comensales:
8 personas
Dificultad:
Fácil
Tiempo:
Unos 10 minutos de preparación y de 15 a 20 de cocción

Ingredientes:

  • 3 claras de huevo
  • Una yema de huevo
  • 50g de harina
  • 150g de coco rallado
  • 150g de azúcar blanco
  • 50g de fideos de chocolate negro
  • Un pellizco de sal

Preparación:

  1. empezaremos precalentando el horno a 160ºC.
  2. En un bol grande vertemos las 3 claras de huevo y una yema.
  3. Acto seguido incorporamos el azúcar y el pellizco de sal y batimos hasta que quede una mezcla homogénea.
  4. tamizamos la harina y la vamos incorporando a la mezcla. Una vez incorporada seguimos batiendo hasta que nos quede una mezcla esponjosa y sin grumos.
  5. Seguidamente echamos el coco, movemos bien para que quede bien integrado y echamos los fideos de chocolate.
  6. Removemos bien hasta que quede una masa espesa, cremosa y manejable.
  7. Ayudándonos con una cuchara de postre, vamos haciendo bolitas que iremos colocando en la bandeja de hornear, que habremos cubierto con un papel vegetal.
  8. Una vez preparadas las bolitas, a mí me salieron unas 20, y colocadas un poco separadas para que al hornearse no se peguen unas con otras, colocamos la bandeja en el horno.
  9. dejamos hornear los bocaditos de coco y chocolate de 15 a 20 minutos. Dependerá de la potencia del horno, han de quedar doraditos, firmes por fuera pero blanditos por dentro. Yo los tuve casi 20 minutos.
  10. una vez estén listos, sacamos la bandeja del horno, se dejan enfriar un poco y ya los podremos retirar de la bandeja y servir.

¡Espero que os gusten! por aquí triunfaron.
A la próxima, creo que le añadiré algo más de chocolate porque casi ni se notaba.
Si no os los termináis de una vez y queréis guardarlos, hacedlo colocándolos en un recipiente hermético y así os aguantarán unos días sin reblandecerse.

Be Sociable, Share!
Esta entrada fue publicada en Preparación tradicional, Recetas y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *